El Prudential Center Newark, hogar de los Brooklyn Nets, fue testigo de una nueva edición del Draft de la NBA, que dio a conocer a una nueva camada de jóvenes jugadores que tendrán la oportunidad de jugar en la mejor liga del mundo tras su paso por la Universidad. En la noche en la que David Stern fue continuamente abucheado por los asistentes a la ceremonia, Anthony Davis fue elegido, como todos los pronósticos apuntaban, por los New Orleans Hornets, como número uno del draft. Una elección marcada por la polémica desde el mismo momento que se conoció que los Hornets serían el primer equipo que elegiría en el sorteo, ¿Influyó que la franquicia cuyos derechos los tenía la NBA fue vendida pocos meses antes?, ¿Fue casualidad la foto robada a Davis con la gorra de los Hornets?, ¿Hay detrás de esta elección un movimiento que ayude a reflotar a nivel mediático esta franquicia?. Polémicas aparte nadie duda del talento de este jugador, cuyo impacto en la NBA será inmediato, su juego se puede comparar al de Kevin Garnett, tanto por su físico, como su agilidad sobre la pista, y su técnica, aunque es un diamante aún por pulir, puesto que su margen de mejora es amplio.

Un hecho histórico se produjo en la segunda elección, y es que ninguna universidad jamás había sido capaz de colocar a dos jugadores en los dos primeros puestos, el honor correspondió a Michael Kidd-Gilchrist, cuyos derechos fueron a parar a manos de los Bobcats de Michael Jordan, ¿Será el primer gran acierto de la leyenda como ejecutivo?, un jugador todoterreno capaz de destacar en varios aspectos del juego, y cuya capacidad de liderazgo puede ayudar a evolucionar a Kemba Walker, creando una gran sociedad en Charlotte. El tercer puesto de honor fue para el anotador Bradley Beal, cuyo juego ha sido comparado con el de Ray Allen, y salvando las distancias puede que haya cierta semejanza, ¿Será capaz John Wall de ceder parte de su protagonismo?. La gran sorpresa fue la selección en el número cuatro de Dio Waiters, el base de Syracuse, aunque Cleveland necesitaba imperiosamente la figura de un base con el doble objetivo de liberar de carga a Irving, y suplir con garantías sus continuas bajas. El quinto puesto fue para otra gran estrella del baloncesto universitario, Thomas robinson, que dejará Kansas para formar parte de los conflictivos, y anárquicos Sacramento Kings, su temperamento ha sido forjado a base de los golpes que le ha dado la vida, jugador muy fuerte, dominante cerca de la pintura, deberá repartirse los galones del juego ofensivo de su equipo con Cousins. La catarata de elecciones continuo a lo largo de la noche, en la que lo más destacable fue la caída de Harrison Barnes hasta el séptimo puesto, aunque un destino como el de Golden State es el más apropiado para las características de este joven jugador formado en la prestigiosa North Carolina. El primer gran robo de la noche fue por parte de los Detroit Pistons, que seleccionaron a Andre Drummond, un poste intimidador que puede formar una dupla muy potente junto a Greg Monroe. Llegados al número 10 se despejó la incógnita de dónde jugaría el hijo de Doc Rivers, Austin Rivers, ¿Tendrá algo que ver la amistad personal de Doc con Monty Williams, entrenador de los Hornets?, tanto Coach K, como su padre avalan el salto de este prometedor base a la NBA.

Todos los analistas apuntan al número 21 como gran robo del draft, la elección de Jared Sullinger por Boston Celtics, hay que recordar que este jugador podría haber sido top 5 si no hubiese sido por la alerta que la NBA dio a los equipos sobre el estado físico de la espalda de este pivot, cuyos movimientos cerca del aro ayudarán al equipo de Doc Rivers. Otras grandes selecciones han sido las de Jeremy Lamb, el excelso escolta de Connecticut, que recalará en Houston, o la elección de Marquis Teague, el base de Kentucky, que suplirá con garantías la baja de Rose a lo largo de la próxima temporada. Respecto a la presencia de jugadores europeos, ésta ha sido menor que en otros años, sólo Evan Fournier, seleccionado por Denver en el número 20, o Satoransky, en el número 32 por Washington, han sido los más destacados, sin olvidar a Kostas Papanikolau, cuya selección, en el número 48 por los Knicks, fue recibida con una gran pitada por parte de los fans allí presentes, ¿Verían su actuación en la Euroliga?, probablemente estemos hablando del mejor jugador joven de Europa. Completando el repóquer de jugadores de Kentucky, Doron Lamb pondrá rumbo a Milwaukee, nuevo éxito del controvertido maestro Calipari.

Se habla que es una de las mejores camadas de rookies que han salido en muchos años, y razón no falta, dado que el nivel de calidad es muy alto, y el potencial de muchos de estos jugadores es realmente muy bueno. Pero este no será un verano más, y ya habido algún intento, previo al draft, a la desesperada de franquicias que ofrecían grandes paquetes de jugadores por elecciones altas, equipos como Houston deseosos de conseguir algún talento de esta hornada, y dejar suficiente espacio salarial como para conseguir alguna de las piezas más cotizadas en el mercado de agentes libres. Figuras como las de OJ Mayo, Lou Williams, Chris Kaman, Antawn Jamison, Nicolas Batum, Jason Kidd, Eric Gordon, Steve Nash, Kevin Garnett, o Ray Allen son piezas muy cotizadas, sin olvidarnos de los dos grandes deseados, el base de los Brooklyn Nets, Deron Williams, y el pívot más dominante de la NBA, Dwight Howard. El baile ha comenzado, y el día 1 de Julio dará comienzo el gran espectáculo que supondrá la apertura del mercado de traspasos en la NBA. Se atisban en el horizonte importantes movimientos de piezas claves en la NBA, entre ellas, la de nuestro Pau Gasol. La NBA es una gran lotería donde no sabes dónde puedes ir a parar, el poder de decisión de los jugadores es nulo, atados a límites salariales, y tasas de lujo.

Hace muy pocos días Miami se proclamó campeón de la NBA, pero ya hay franquicias que trabajan sin descanso en busca de traspasos que les conviertan en claros aspirantes al anillo. Es difícil aventurarse en qué equipos serán capaces de dar la gran sorpresa la próxima temporada, los movimientos que se produzcan hasta el comienzo de la liga, allá por finales de Octubre, marcarán esa lista de futuribles candidatos al título. El verano es largo, y el juego que va dar este draft va ser muy interesante, estaremos atentos.

[fblike style=”standard” showfaces=”false” width=”450″ verb=”like” font=”arial”]

Por Alex Senra del Cerro
Analista NBA JGBasket

(Visited 1 times, 1 visits today)