Los hermanos Gasol siguen haciendo historia y sumando reconocimientos a su brillante palmarés. En esta ocasión, el jurado de los Premios Princesa de Asturias de los Deportes ha decidido concederles el galardón a “dos hermanos y extraordinarios deportistas que han aunado los mayores éxitos deportivos con una ejemplar labor social. Además de sus grandes triunfos con la selección española, ambos protagonizaron una imagen histórica en la que, por primera vez en la NBA, dos hermanos protagonizaron el salto inicial en el partido de las estrellas 2015. Símbolo de que han alcanzado el cenit de la liga de baloncesto más competitiva del mundo”.

El momento álgido al que se refiere el jurado tuvo lugar en febrero cuando Marc y Pau estuvieron en el quinto titular de sus respectivas conferencias en el All-Star y protagonizaron el salto inicial en el Madison Square Garden de Nueva York. Un momento único e irrepetible, que sirvió para refrendar el éxito global del baloncesto español, que empezó a asomarse al mundo en los Juegos Olímpicos de Los Ángeles 1984.

Dos hermanos, ganadores natos, que desde pequeños aprovechaban cada oportunidad para competir en el deporte que fuese, retroalimentando esa competitividad para crecer y llegar a ser las estrellas que son. En octubre, inmersos en el comienzo de temporada, tendrán que cuadrar su calendario para volver a subirse al escenario del Teatro Campoamor para recibir de manos de Felipe VI un galardón del que ya disfrutaron en 2006 cuando se concedió a la selección española de baloncesto, campeona del mundo.

Los premios y homenajes suelen recibirse cuando ya se está retirado, pero a los Gasol les queda cuerda para rato. Muchos daban por acabada la carrera de Pau, tras sus últimos años en los Lakers, pero en Chicago ha encontrado una nueva ilusión, que le ha permitido lograr los mejores números de su carrera –batió su registro anotador (46 puntos) y de tapones (9)– y llevar a su equipo a la semifinal de Conferencia. Una inoportuna lesión le impidió jugar dos partidos ante Cleveland, inclinando, definitivamente, la balanza del lado de los de LeBron.

A semifinales también llegó el mediano de los Gasol. Marc ha hecho olvidar a su hermano en Memphis y, ahora, afronta su verano más complicado como agente libre. Ofertas no le van a faltar y tendrá el difícil reto de acertar con un equipo que le permita aspirar al ansiado anillo. De lo poco que le falta por ganar, ya que hace un par de semanas fue elegido en el mejor quinteto de la NBA junto a Curry, Harden, LeBron y Anthony Davis.

 

Por Víctor Escandón Prada
Periodista deportivo y entrenador superior de baloncesto

Foto: NBA

 

[Visitas 28, visitas totales web 508140]