No se hizo esperar, y el cese de Mike Brown como técnico de los Lakers es una realidad, quizás sea una de las noticias más importantes de toda la temporada en la NBA, como no podía ser de otra forma, la catarata de rumores en torno al sucesor no se ha hecho esperar, con dos protagonistas, Phil Jackson, cuyo regreso era visto con muy buenos ojos por todos los estamentos de la franquicia, y el finalemente elegido, Mike D´Antoni, nuevo estilo más atractivo para unos Lakers carentes de personalidad en la etapa Brown.

Otros equipos por fin han encontrado la estabilidad gracias a la dinámica positiva que suponen las victorias, es el caso de los Thunder, quienes en su gira por el Este han cosechado importantes victorias, con unas grandes actuaciones de Serge Ibaka, o Denver, cuyo 0-3 de inicio era hasta cierto punto irreal, dado el potencial de ese equipo, la calidad de sus jugadores no ha tardado en revertir la situación hasta el 4-3 con el que están actualmente.

Otro equipo destacado ha sido Memphis Grizzlies, los de Marc Gasol han encadenado cinco victorias consecutivas, la última ante los actuales campeones, los Miami Heat. El efecto Lillard se ha enfriado en la franquicia de Oregón, y los Blazers no han conocido la victoria en estos siete días. Ya empezamos a ver los primeros equipos que se empiezan a descolgar en la clasificación general de la conferencia, entre ellos los Rockets de la sensación James Harden.

Buenos tiempos corren para la ciudad de Nueva York, los Knicks no empezaban tan fuertes desde la temporada de 1993, su arsenal de tiradores acribillan noche tras noche a todos los rivales contra los que juegan, esta semana empezarán gira, ¿Continuarán con el excelente nivel mostrado?. Philadelphia, y Brooklyn tratan de no alejarse del liderato, al igual que Miami, cuyo inicio está siendo algo más irregular de lo esperado, aunque sus nuevas incorporaciones, especialmente Ray Allen, están rayando a gran altura.

Tiempos de incertidumbre para dos franquicias que deberían consolidarse en los puestos de playoff, Boston Celtics, e Indiana Pacers, ambos han dejado escapar victorias por un margen de diferencia muy pequeño, el equipo de Doc Rivers no consigue hacer del TD Bank Garden un fortín, mientras los de Frank Vogel se muestran vulnerables fuera de casa. Los Wizards, y Detroit Pistons empiezan a opositar seriamente para ser el peor equipo de la NBA, de momento el peor balance corresponde a los de Michigan, cierto es que han comenzado con una dura gira por el Oeste.

Los Raptors de Calderón no andan lejos del último puesto, además cuentan con la baja de su mejor hombre, Kyle Lowry, lesionado al menos una semana más. Nivel pobre el mostrado por la mayoría de los equipos esta semana, ¿Nueva semana, nueva dinámica?, estaremos atentos.

 

Por Alex Senra del Cerro
Analista NBA para JGBasket

[Visitas 12, visitas totales web 501113]