Empieza la pretemporada y es el momento de pensar cómo hacer que nuestros jugadores vayan cogiendo la forma física sin que las sesiones sean aburridas. Lejos quedan los tiempos en los que correr alrededor del pabellón y realizar sesiones independientes. Desde hace tiempo, la preparación física se ha integrado con ejercicios de pista, igual de eficaces y mucho más amenos para los jugadores.

Hay que tratar de que los ejercicios sean variados y entretenidos, en los que se vaya aumentando el nivel de intensidad. La preparación física no solo tiene como objetivo comenzar la temporada con garantías sino también prevenir lesiones y hacer crecer a los jugadores en su juego, ya que mejorando físicamente, mejorarán su rendimiento, porque las limitaciones físicas pueden condicionar a los jugadores incluso más que las técnicas o tácticas.

Desde JGBasket, os vamos a proponer un circuito de preparación física en el que, por supuesto, el balón tiene un gran protagonismo. Utilizaremos algún elemento externo como vallas o escaleras para trabajar coordinación, agilidad y velocidad. Lógicamente, si no se cuenta con estos materiales, se puede adaptar, utilizando setas o cuerdas. Eso sí, hay que estar pendiente de los ejercicios y corregir la pisada y los gestos de los jugadores si lo hiciesen mal, ya que puede provocar lesiones y sobrecargas.

Cada jugador contará con un balón y, empezando por la zona de conos, podemos ir variando lo que se trabaja en cada una de las estaciones. Por ejemplo, en la primera, se puede trabajar desde cambios de mano en zigzag, desplazamientos defensivos, bote lateral y bote vertical… En el desplazamiento entre estaciones, ya que tienen balón han de hacerlo botando. En el caso de las vallas, sucede lo mismo que antes, pueden trabajar botando o sin botar, saltos con una pierna o con dos, skipping, etc. Una vez que salgan de la última valla, irán fuerte a canasta, con un máximo de dos botes para finalizar en entrada.

En la zona de los aros, pueden trabajar paradas en un tiempo, en dos o saltos laterales. Saliendo a máxima velocidad con bote hasta la escalera donde pueden hacer un sinfín de ejercicios de coordinación, en los que se puede usar o no el bote. Para finalizar el circuito, tras salir de la escalera tienen que realizar un lanzamiento a canasta.

Como veis es un circuito sencillo, que puede ir variando su dificultad o sus estaciones, metiendo ejercicios diferentes. Se puede realizar como calentamiento durante toda la temporada y trabajar otros aspectos como fuerza, potencia, equilibrio o resistencia. Eso sí, en categorías de formación, no se debe trabajar con cargas hasta que los jugadores manejen su peso corporal con soltura.

 

Por Víctor Escandón Prada
Periodista deportivo y entrenador superior de baloncesto
Gabinete comunicación JGBasket

Publicada por primera vez el: 25 Ago de 2018 @ 22:19
Revisada el 19 Agosto 2019

Si te interesa el entrenamiento de pretemporada en baloncesto; contenidos recomendados para entrenadores y jugadores:

(Visited 1 times, 12 visits today)