En el mundo del deporte no se es nadie si cada semana no se bate un récord. A los logros futbolísticos de Messi y Cristiano, en su particular pelea de gallos, hay que sumar la vertiente periodística que analiza los desde una perspectiva meramente estadística y eso hace que se pierde la esencia del deporte. Datos y datos que vuelven loca a la gente.

Eso sí, para la historia quedará la canasta de San Emeterio que supuso el punto 25.000 del Laboral Kutxa en Euroliga o la victoria 1.000 del Barça en la . Cifras que quedan en un segunda plano al ver el lado más solidario de la sociedad que, como siempre, ha estado a la altura y ha permitido al Banco de Alimentos recoger más de veinte millones de kilos de alimentos. De enhorabuena están también en Cáritas, que han visto como Amancio Ortega –dueño de Inditex y tercer hombre más rico del mundo– ha donado veinte millones de euros. Se acerca la y con ella, el lado más humano de las personas sale a relucir.

El Real logró un nuevo triunfo en el homenaje a . El próximo miércoles se cumplen 25 años de la muerte del pívot y el destino ha querido que el rival en esta jornada sea el CAI, el mismo equipo al que se enfrentaban los madridistas la fatídica noche en la que perdió la vida en un accidente de tráfico. Hoy en día es frecuente ver triunfar a los jugadores españoles en la NBA, pero hace un cuarto de siglo Martín fue un pionero a la hora de cruzar el charco.

Si hablamos de nombres propios, el gran comienzo de temporada de le hace estar entre los favoritos al MVP, aunque para eso queda mucha tela que cortar. Por su parte, Messina ha logrado entrar en la historia al ser el primer entrenador europeo en dirigir a un equipo NBA. Además, lo hizo con victoria gracias a Ginóbili. El argentino, quizá motivado por la presencia del técnico italiano –su entrenador en la Virtus de Bolonia– cuajó una actuación espectacular con 28 puntos.

A Messina también le conoce bien el nuevo fichaje del Laboral Kutxa. llega a Vitoria como entrenador ayudante y no ha podido debutar mejor, triunfo en Euroliga y ACB. Los otros dos equipos vascos han vivido la cara y la cruz en unos finales de infarto. Mientras remontaba y se llevaba el triunfo ante el Estu (64-63), Gipuzkoa tuvo el balón para ganar, pero ni Díez ni Iarochevitch acertaron y el se quedó con la victoria.

y Unicaja no ceden en su persecución al Madrid y se mantienen firmes. La enésima lesión de Navarro está permitiendo a Abrines gozar de minutos y demostrar todo su potencial (24 puntos). Una buena noticia para el baloncesto español. Qué mejor forma de celebrar su designación como anfitriones de la Copa del Rey 2016 que con una victoria. Río Natura sigue creciendo temporada tras temporada, consolidándose entre los mejores a base de trabajo e ilusión. Ya tienen su premio.

 

Por Víctor Escandón Prada
Periodista deportivo y entrenador superior de baloncesto
Analista Liga Endesa para JGBasket

Foto: / A. Ruibal