Si alguien no vio el partido y se quedó sólo con el resultado, parece que los de Scariolo solventaron sin mayores problemas su pase a los , que Turquía inferior a la selección española no fue rival y que se cumplieron con creces los pronósticos, pero nada de eso. tuvo que sufrir y tirar, en los minutos finales, de talento y, sobre todo, del acierto en el triple de Rubio para dejar en el camino a los turcos.

Un pabellón totalmente entregado, un entrenador otomano metiendo presión en cada acción a los árbitros y una defensa durísima que no dejó jugar en ningún momento a los españoles fueron argumentos suficientes para poner contra las cuerdas a España durante tres cuartos y medio. Es cierto que los españoles siempre mandaron en el marcador, pero no lograban distanciarse, por un lado, por su falta de ideas ofensivas y, por otro, por los despistes defensivos, concediendo canastas fáciles tras y tras puertas atrás, una acción que se repitió, principalmente, en los saques de fondo.

En cuartos de final, el rival será la Alemania de Schröder. Un conjunto que ha dejado en la cuneta a Francia y que buscará la revancha ante los españoles, que les dejaron fuera en la del pasado tras un partido agónico en el que el base alemán falló un tiro libre para forzar la prórroga. La otra gran amenaza de los germanos, además de Schröder, será el pívot de los Celtics, Daniel Theis, que está siendo una de las sensaciones de la competición.

El otro cruce de cuartos, del que saldrá el rival del duelo entre españoles y alemanes, será el Eslovenia-Letonia. Dos de las sorpresas del campeonato, que han solventado con claridad sus cruces, ganando con holgura tanto a como a Montenegro. Unas selecciones que pueden tener un gran futuro por delante si atendemos a la edad de sus estrellas: Doncic y Porzingis, pero el dinero NBA manda y ya sabemos que las estrellas, en muchos casos, acaban plegándose a las exigencias de sus equipos.

Por el otro lado del cuadro, los equipos clasificados tienen, sobre el papel más nombre y más currículum, pero eso en un partido a vida o muerte, no vale para mucho. Y si no, que se lo pregunten a Lituania que se midió a la mejor versión de Grecia y se quedó fuera a las primeras de cambio. Por su parte, Italia demostró ese gen competitivo que pocos países tienen y se impuso a Finlandia. Las otras dos selecciones que también estarán entre las ocho mejores son , que demostró un altísimo nivel ante Croacia, y , que siempre está ahí.

Alemania, 84–Francia, 81

España, 73–Turquía, 56

Eslovenia, 79–Ucrania, 55

Letonia, 100–Montenegro, 68

Lituania, 64–Grecia, 77

Croacia, 78 –Rusia, 101

Finlandia, 57–Italia, 70

Serbia, 86–Hungría, 78

Cuartos de final

Alemania–España

Eslovenia–Letonia

Grecia–Rusia

Italia–Serbia

 

Por Víctor Escandón Prada
Periodista deportivo y entrenador superior de baloncesto
Gabinete comunicación JGBasket

Foto: FIBA Europe